viernes, 12 de mayo de 2017

Champú y mascarilla de arce y almendra - Original Remedies (Garnier)


Los champús y mascarillas Original Remedies de Garnier me dejan el pelo genial, huelen que flipas y encima son baratos ¿se puede pedir más?. Hasta los envases son una monada. He probado diversas gamas y exceptuando la de pelo teñido el resto me encantan: la de aceite de oliva, la de avena y arroz, y la de argán y camelia (comentadas en el blog). 

Ahora hay que sumar la de arce y almendra. Son mis actuales champú y mascarilla. 

Esta gama es la más nueva que ha lanzado Original Remedies, junto a la de coco y cacao para pelo liso que esa no la he probado aún (tiene que oler "poco" bien). De hecho, la de arce todavía cuesta de encontrar en varias perfumerías. Yo la compré finalmente en Carrefour, pero en otros muchos establecimientos ya digo que no la veo. La de coco y cacao sí que está en todos los sitios, así que no sé si es que con la de arce habrán tenido problemas de distribución o qué, al menos en mi ciudad.

Original Remedies con savia de arce y aceite de almendra es una colección diseñada para pelo muy dañado, prometiendo reparación intensa. 
La savia de arce contiene grandes cantidades de vitaminas y destaca por su aporte en minerales: calcio, potasio, magnesio, riboflavina, hierro y zinc. Y aporta gran cantidad de aminoácidos y antioxidantes. Gracias a sus propiedades reparadoras y nutritivas deja el cabello intensamente reparado de la raíz a las puntas y revitalizado, fuerte, resistente, infinitamente más suave y fácil de peinar. En definitiva, lleno de vida. Y qué decir del aceite de almendra: auténtico peso pesado a la hora de nutrir piel y cabello. Yo antes compraba aceite de almendras para hacerme mascarillas capilares y tengo que retomar su uso porque dejaba el pelo genial genial. Aunque mi aceite predilecto para el cabello sigue siendo el de coco.

Tenían pintaza pero contra todo pronóstico, ambos productos me han decepcionado un montón. No se nota NADA: ni nutrición, ni reparación, ningún tipo de mejoría. Limpian y dejan el cabello con aspecto decente pero nada del otro jueves, y les echo en falta mucha más suavidad y nutrición, así como brillo, cuerpo... Y no siempre sucede, pero a veces, el mismo día o al día siguiente de lavar el pelo con ellos lo noto como apelmazado. 

Como no podía ser de otra manera en Original Remedies: huelen genial. Un olor como a almendra muy suave, exótico, profundo y riquísimo. Aunque me sigo quedando con el maravilloso olor de la gama de avena y arroz. Pero vamos, que todas huelen fenomenal y ya sería cuestión de gustos.

Claro está; el aroma no me salva dos productos que no me han ido muy bien que digamos.

Hasta ahora es la única gama Original Remedies que no me ha gustado, junto con la de pelo teñido.

El champú de 250 ml cuesta 2.50 euros, y la mascarilla (300 ml) sobre 3.75 euros.

NOTA: 4 / 10